Menú Principal
1
30 de noviembre de 2017

Realizan exitoso seminario de trabajo infantil en Antofagasta

Jornada tuvo como objetivo sensibilizar sobre esta realidad y entregar las herramientas para la detección de vulneración de los niños, niñas y adolescentes.

En el marco del plan operativo 2017-2018 del Comité Regional para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil y Protección del Adolescente Trabajador, instancia que preside el seremi del Trabajo y Previsión Social, Pablo Rojas, se llevó a cabo con gran éxito el seminario “Radiografía y regulación del trabajo infantil y adolescente”.

En la actividad, desarrollada en la Biblioteca Regional de Antofagasta, estuvieron presentes la Intendenta (s) Fabiola Rivero, el seremi del Trabajo y Previsión Social, Pablo Rojas, el seremi de Justicia y Derechos Humanos, Marcelo Encina, el director regional del Trabajo, Rubén Gajardo, la directora regional (s) del Servicio Nacional de Menores (Sename), Bianca Matamoros, integrantes del comité y funcionarios públicos.

La Intendenta (s) Fabiola Rivero, destacó que el gobierno de la Presidenta Bachelet ha tenido un énfasis importante en el ámbito social. “Hemos trabajado en diversas áreas por la protección de niños y niñas en el ámbito del Trabajo, Justicia y Educación, pero intensamente en la educación inicial y en ese sentido a nivel de gobierno hemos articulado redes de trabajo con el objetivo de dotar herramientas a diversos profesionales y técnicos que trabajan directamente con niños y niñas. Destacar el trabajo de red Sename con el programa Puerto Esperanza, que desde el primer gobierno de la Presidenta, atiende a niños y niñas vulnerados por explotación sexual infantil”.

Por su parte el seremi del Trabajo y Previsión Social, Pablo Rojas, explicó que el seminario tuvo como objetivo “desarrollar una jornada de sensibilización sobre esta realidad. La idea es coordinarnos como Comité, el cual está integrado por diversos organismos, de forma tal de generar mayores competencias en los distintos funcionarios en cuanto a la detección de focos sobre trabajo infantil y a la vez orientar el actuar en forma conjunta con el fin de mitigar y erradicar este tipo de vulneraciones”.

La autoridad regional del Trabajo sostuvo que a partir del año 2014 se han centrado los esfuerzos en diseñar e implementar la Estrategia Nacional para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil y la Protección del Adolescente Trabajador durante el periodo 2015 – 2025.

Por su parte el seremi de Justicia y Derechos Humanos, Marcelo Encina, destacó el trabajo del Comité Regional para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil y Protección del Adolescente Trabajador. “En las temáticas de infancia tenemos que hacernos cargo todas las instituciones, no podemos radicarnos solamente en el Servicio Nacional de Menores aquí debe intervenir Educación, Salud, Trabajo y Previsión Social, para poder dar una respuesta integral y poder garantizar que ese niño, niña o adolescente pueda desarrollarse íntegramente dentro de su vida. En este sentido, los programas colaboradores del Sename tienen un rol muy importante en esta materia, porque ellos dan atención a aquellos niños que son explotados sexualmente, además, tienen la oferta especializada para atender a esa población infanto-adolescente”.

Los asistentes valoraron esta instancia y las exposiciones presentadas que estuvieron a cargo de la profesional Isabel Farías de la Dirección Nacional de Sename quien expuso sobre “Trabajo Infantil: Cómo afecta el desarrollo de Niños, Niñas y Adolescentes”; Eduardo Díaz, abogado de la Oficina de la Defensoría Laboral, quien dio a conocer la Regulación del Trabajo infantil en Chile y Sharon Pinto profesional de la Policía de Investigaciones (PDI), quien hizo referencia a las peores formas de trabajo infantil, vinculadas al tráfico de drogas y la explotación sexual comercial infantil.

Cabe recordar, que en Chile, 219.000 niños y niñas bajo la edad mínima están en situación de trabajo infantil, representado un 6,6% de la población.

La jornada que contó con un público de 50 personas, llevó a los participantes a una profunda reflexión de cómo seguir contribuyendo a prevenir la vulneración de los niños, niñas y adolescentes resaltando la importancia que cumple el rol de la familia, especialmente, para alertar y prevenir los abusos que actualmente se generan a través de las redes sociales.